El fin del mundo y yo esperando un taxi

Anoche fue el fin del mundo, para aquellos que no lo sepan, a las 12 de la noche hora española se esperaba el fin del mundo. Yo acababa de aterrizar en el aeropuerto JFK de Nueva York y me pillo esperando al taxi para bajar al centro. No estoy muy seguro de que paso, no se si se flexionó el espacio-tiempo o si los muertos resucitaron … pero el taxista venía muy excitado contando lo que había escuchado en la radio al respecto.

Mientras tanto, llevo en la cabeza nuevos diseños para Arduino, un proyecto fin de carrera sobre realidad aumentada en teléfonos móviles y la maldita tesis doctoral. Mi pierna no duele pero se sigue hinchando aunque ya pasaron tres semanas del accidente en Bangalore en el que una rama de cocotero cayó sobre mi. Suena a chiste, pero aquí una foto de la rama.

El verano se prepara movidito, espero coordinar una mini Hackathon en Campus Party Valencia, un keynote en Copenague con el fundador de RepRap (Adrian Bowyer) y otro en Taipei. En noviembre espero dar una charla para TEDx en Bruselas, me han dicho algo de 4.000 personas en la sala y 32.000 por streaming, no se como es eso de creíble, pero si es verdad, a mi me pone los pelos de punta. Me han pedido algo para FSCONS en Gotemburgo, que se celebrará el 11.11.11, es una gran fecha, si el mundo se termina, tendría que ser ese día … si hemos de terminar, que sea en binario.

También me gustaría hacer una Datathon con Daniel Arribas (PhD en Economía) para buscar formas de mapear la información que acumula el servidor de Arduino. Tenemos 6 años de datos y ya va siendo hora de estudiarlos en profundidad, si lo sacamos para adelante STPLN en Malmö tendrá la primera Datathon sobre representación de datos tomados del mundo de Arduino.

Finalmente, ando en hacer una publicación con Gonzalo de Artificialtourism.com sobre la Internet de las Cosas. Gonzalo ha hecho un montón de proyectos interesantes sobre objetos conectados y publicación de información en línea, yo aporto la visión sobre el futuro de la electrónica. Creo que puede ser muy interesante ver lo que sale de esto.

Es temprano, estoy en Starbucks, a mi derecha un sin hogar que ronca su noche sin consumición. A mi izquierda un tipo que no llega a los 20 chatea desde su iPod touch … tampoco se ha tomado nada (¿seré yo el único primo que ha pagado por estar aquí?). A través de Skype hablo con iokese que me cuenta en primera persona su experiencia en las acampadas del 15M por toda España y sobre el fenómeno que se expande por todo el mundo. Espero que su esfuerzo no sea en vano, si yo estuviera allá, pasaría la noche en Sol … o mejor aún, en el Pilar, porque puestos a tirar, tiro para casa.


un día normal